Echaron al perro de Joe Biden de la Casa Blanca

Commander, el pastor alemán, atacó a 11 agentes del Servicio Secreto y a trabajadores del lugar.

 

Commander, el pastor alemán del presidente de Estados Unidos, Joe Bidenfue expulsado definitivamente de la Casa Blanca. El Gobierno de los Estados Unidos tomó la decisión luego de que el animal mordiera a 11 agentes del Servicio Secreto y otros trabajadores del lugar.

Elizabeth Alexander, vocera al servicio de la primera dama, informó: «Commander no se encuentra actualmente (dentro de la Casa Blanca), mientras se evalúan las próximas decisiones». En ese sentido, explicó que el presidente y su esposa, Jill Biden, «están muy comprometidos con la seguridad de todo el personal de la Casa Blanca y de los que los protegen todos los días».

De todas formas, Alexander no especificó a dónde se envió a Commander. El pastor alemán de 2 años de edad fue visto por última vez el sábado en uno de los balcones superiores de la Casa Blanca.

¿Cuál fue el último ataque que protagonizó Commander, el perro de Joe Biden?

El pasado 26 de septiembre, Commanderdio que hablar por haber mordido a un agente del Servicio Secreto. Según el portavoz de la agencia de seguridad, Anthony Guglielmi, el hecho ocurrió ese lunes, cerca de las 20 horas local.

«El hombre fue tratado por personal médico y se encuentra bien», había informado la seguridad presidencial. Sin embargo, las autoridades ya se encontraban preocupadas por el comportamiento del perro de dos años, que había protagonizado reiterados episodios de violencia.

La cadena CNN enumeró otros diez antecedentes entre octubre de 2022 y enero de 2023. Uno de los que más revuelo causó, por la gravedad de las heridas ocasionadas, fue el 3 de noviembre, cuando el agente mordido en brazos y piernas debió ser hospitalizado.

Desde la Casa Blanca indicaron que, en julio, los Biden contemplaron someterlo a un nuevo entrenamiento para controlar la situación, aunque no hubo un comunicado oficial al respecto.

Fuente: A24

Por: Graciela Herrera

Los comentarios están cerrados.