En octubre de 2018 Uñac presentó en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires la iniciativa fiscal para fomentar la inversión y el empleo en San Juan.

Es habitual en tiempos de crisis que se frenen las inversiones, pero en San Juan este escenario parece haberse conjurado, y no por obra de la magia sino por un incentivo fiscal que diseñó el uñaquismo por el cual hoy se anuncia un derrame de casi 5.000 millones de pesos en ocho sectores económicos y la creación de mas de 1.500 nuevos empleos directos.

Se trata del Programa de Incentivos Fiscales a la Inversión Productiva que puso en marcha en octubre del año pasado el Gobierno para atraer inversiones a San Juan y crear puestos de trabajo, y que hoy se cristaliza con la firma del convenio a los beneficiarios. El mecanismo consistió en tentar a la compañías con la entrega de un bono fiscal que sirve para pagar impuestos provinciales o vendérselo a terceros por una única vez, a cambio de que ejecuten una inversión que genere nuevos empleos en San Juan. El Gobierno ofreció otorgar el 80% de la inversión en bonos fiscales para aquellos proyectos cuyo monto sea inferior al equivalente de un millón de dólares, y 60% para los que superen el millón de dólares. El monto restante debe ser aportado por la empresa.

Luego de presentar sus propuestas de inversión y participar en concursos públicos por un cupo de los bonos disponibles hoy se conoce que hay 98 proyectos productivos y 96 empresas (una firma ganó con dos proyectos) seleccionados, que ya están haciendo o empiezan a invertir este mismo mes en mayor capacidad instalada o nuevos emprendimientos. De ese total hay 15 que corresponden a empresas de otras provincias y del exterior.

En un primer momento se anunció que destinarían $1.000 millones a este programa, pero ayer el ministro de Producción, Andrés Díaz Cano, anticipó que dada la cantidad y calidad de los proyectos presentados, “”por decisión del gobernador Uñac se amplío a $1.552 millones en certificados de crédito fiscal”. Las propuestas de inversión proyectan la creación de 1.584 nuevos puestos de trabajo directos y más de 3.000 indirectos aproximadamente, informó el funcionario. El monto total de las inversiones asciende a los $4.956 millones y las propuestas abarcan un total de 8 sectores.

El que más inversiones proyecta es el de manufacturas de origen industrial, con 22 proyectos; pero además los hay de energías renovables, TICs, agricultura y ganadería, manufacturas de origen agrario, minería no metalífera, turismo y sectores estratégicos de servicios (ver infografía). El Programa de Incentivos Fiscales a la Inversión Productiva fue aprobado el año pasado a través de la Ley 1744-I, con el objetivo primordial de atraer nuevas inversiones sustentables, aumentar la capacidad instalada de la provincia y el broche de oro: la generación de empleo genuino. Para elegir a los beneficiarios el gobierno armó un Comité evaluador que evaluó el número de nuevos puestos de trabajo directos, la utilización de insumos locales, la factibilidad del proyecto y el nivel de la inversión total. El director de la agencia San Juan de Desarrollo de Inversiones, Fabián Ejarque; dijo que algunas inversiones ya comenzaron y otras empiezan en 15 o 20 días.

  • Otros convenios

Hoy también el Ministerio de Producción firmará convenios con la Federación Económica y la Cámara Olivícola. Con la entidad empresaria se comprometen a generar actividades de capacitación dirigidas al sector productivo, industria y de comercio para mantener el empleo. Con el sector olivícola será para que el Instituto Tecnológico y Hortícola Semillero brinde servicio de análisis en aceitunas y para trabajar en un “mapa de aceites de oliva”.

> El programa

Beneficio

El programa destinará finalmente 1.552 millones de pesos en Certificados de Crédito Fiscal o Bonos Fiscales para cancelar obligaciones fiscales provinciales, los cuales podrán transferirse por única vez. Los créditos tendrán una vigencia de 5 años.

Montos

El incentivo fiscal del gobierno será de hasta un 80% o 60% dependiendo del monto de la propuesta de inversión, excluyendo impuestos nacionales y / o provinciales. Los beneficiarios pueden ser personas humanas, jurídicas o contratos asociativos.

Condiciones

En la selección se contemplo que la empresa tuviera una antigüedad operativa de 6 meses, que demuestre gestión empresarial y experiencia en la actividad y se descartaron firmas concursadas o con deudas exigibles por la provincia, o con litigios.